});

El personaje que encarna la “China” Suarez vivió en Tapalqué

Locales 12 de marzo de 2019
El personaje que interpreta Eugenia Suarez en “Argentina, tierra de amor y venganza” está basado en Raquel Liberman, una mujer polaca que se radicó en Tapalqué junto a su esposo y sus dos pequeños hijos. Liberman fue una de las primeras mujeres en denunciar a una red de proxenetas en Argentina.
raquel-liberman
Izq.Raquel Liberman/ Der. Eugenia Suarez - TapalqueDigital

Anoche se estrenó la nueva producción de Canal 13, “Argentina, tierra de amor y venganza”, donde se relata la historia de la un grupo de inmigrantes que llegaron al país en la década del '30.

El personaje de Raquel Zimmerman, interpretado por Eugenia “China” Suarez” está basado en la historia de  la inmigrante polaca Raquel Liberman que vivió en Tapalqué entre 1921 y 1923.

Raquel (Ruchla Laja Liberman) nació en una pequeña ciudad de Polonia llamada Berdychiv y de muy pequeña se mudó a Varsovia. A los 22 años emigró a la Argentina junto a sus dos hijos pequeños para reunirse con su esposo, Jacob , que se había instalado en Tapalqué hacia un tiempo atrás.

Dos años más tarde el esposo muere de tuberculosis y Raquel decide mudarse a Buenos Aires con sus dos hijos. Allí, fue secuestrada por la red de trata Zwi Migdal, que reclutaba mujeres judías pobres de Europa del Este para explotarlas sexualmente bajo la apariencia de una Sociedad Judía de Socorros Mutuos.

Raquel Liberman logró pagar por su libertad y escapó de aquella red que la tenía recluida en distintos burdeles de la Capital. Pero al poco tiempo fue engañada y nuevamente cayó en las manos de la Zwi Migdal.

Al escapar por segunda vez, Raquel se contactó al comisario Julio Alsogaray, un policía con fama de incorruptible y radicó una denuncia contra la red de trata que la había secuestrado.

El juez en lo criminal Manuel Rodríguez Ocampo citó a Raquel Líberman a declarar. Así se conoció el modus operandi de la siniestra organización: las mujeres eran llevadas de un lugar a otro de modo forzoso, eran maltratadas física y mentalmente para doblegarlas y evitar que los denunciaran.

El juez les dictó la  prisión preventiva a 108 miembros de la Zwi Migdal y pidió la captura de 334 prófugos bajo los cargos de corrupción y asociación ilícita. En el desarrollo de la investigación se descubrió que la  red trabajaba en complicidad con la Policía Federal.

Finalmente la Cámara de Apelaciones  solo dictó prisión preventiva a tres integrantes secundarios de la organización, dejando libres a los jefes y a todos los demás

Raquel Líberman volvió a reunirse con sus hijos y vivió un tiempo más en Buenos Aires, hasta que un 17 de abril de 1935 murió víctima de un cáncer de tiroides.

El legado de Raquel Liberman

En 2003 la dramaturga Myrtha Schalom publicó el libro “La Polaca” y la vida de Raquel Liberman se hizo conocida.

Desde 2011, la Subsecretaría de Derechos Humanos y Pluralismo Cultural porteña entrega el Premio Raquel Liberman a personas y organizaciones no gubernamentales comprometidas con la protección y promoción de los derechos de las mujeres sobrevivientes de situaciones de violencia.